Por Adac Moncada

Fotografía: Dima Vazinovich

Por naturaleza los seres humanos somos la especie con mayor capacidad de movimiento. Si bien es cierto no podemos correr tan rápido como un guepardo, no nadamos tan bien como un delfín ni escalamos con la destreza de los monos, podemos hacer de todo un poco.  Esa es una de las ventajas de nuestra especie, la gran versatilidad que tenemos a la hora de movernos. Esta capacidad de movimiento es hasta cierto punto parte de lo que nos hace humanos. Y si tenemos tanto potencial para movernos ¿Por qué nos dejamos de mover?

Para responder esta pregunta comencemos hablando de los niños pues ellos aún se mueven. Sus juegos involucran una gran complejidad de movimiento y creatividad expresada a través de su cuerpo. Ellos saltan, corren, escalan y se balancean sin pensar en estas actividades como ejercicios sino como juego. No se preocupan por rutinas o repeticiones, todo lo hacen de manera espontánea. Interac­túan con el mundo que los rodea pues para ellos es un campo de juegos.

Ahora avancemos unos años, esos niños que exploraban las capacidades de su cuerpo se han convertido en adolescentes, quienes ansiosos por crecer ya no quieren se­guir siendo visto como niños por lo cual se alejan de muchas actitudes que son consideras in­fantiles. Entre estas actitudes está el juego y junto a esto el movimiento. El movimiento que los adolescentes practican se limita muchas veces a deportes o a bailar en una fiesta y si bien es cierto estas actividades, especialmente los deportes, implican una variedad de movimientos, son más controlados y no llegan a alcanzar la libertad y creatividad de movimiento que tienen los niños al jugar.

Y así llegamos a la adultez donde ya no nos movemos, nos resulta difícil recordar cuando fue la última vez que saltamos, corrimos o interactuamos con el piso. Lamentablemente en el mundo moderno no se promueve un estilo de vida físico ya que la necesidad de ser eficiente y utilizar todas las capacidades de nuestro cuerpo ha disminuido. No hay que cazar por comida, no hay construir refugio, no hay que correr para escapar de un depredador. El movimiento deja de ser una necesidad en la mente de las personas y los que aún se mueven lo hacen como una tarea, porque el doctor les ha dicho que tienen que ejercitarte para estar sano o porque la última revista de moda dice que si no tienen un cuerpo atlético no son atractivos. Y así pasamos horas en un gim­nasio interactuando con máquinas muy útiles para desarrollar cuerpos muy inútiles, pues parece ser que la mayor razón para ejercitarse hoy en día es la vanidad y no la salud o la funcionalidad. Además las rutinas de ejercicio suelen ser muy monótonas y carecen mucho de variedad y creatividad.

Los seres humanos estamos hechos para movernos pero nos hemos echado a perder con esti­los de vida sedentarios. Aunque parezca innecesario mantener nuestras capacidades físicas en el mundo tan cómodo que hemos creado, no hacerlo implicara problemas como obesidad, falta de energía y menor calidad de vida. Por esto debemos considerar si en realidad vale la pena ignorar nuestra naturaleza y no movernos.

Advertisements

2 thoughts on “Perdimos la humanidad cuando dejamos de jugar

  1. Me gusto mucho lo de ” Y así pasamos horas en un gim­nasio interactuando con máquinas muy útiles para desarrollar cuerpos muy inútiles, pues parece ser que la mayor razón para ejercitarse hoy en día es la vanidad y no la salud o la funcionalidad.” Creo que le debemos a la falta de movilidad, la educación que se nos imparte desde pequeños, que en mi caso me decían que fuera silenciosa y que no me moviera tanto, que no saltara ni corriera por que eso molestaba a las demás personas presentes…

    Like

  2. Definitivamente estoy de acuerdo contigo. Cuando crecemos nos volvemos más sedentarios y sentimos el hacer ejercicio como una carga. Sin embargo, no hace falta pagar un gym para cambiar este estilo de vida. Simplemente se deben crear ciertos hábitos como caminar o correr a diario por unos minutos e ir comenzando poco a poco. Nuestra salud esta en nuestras manos.

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s